Teléfono: +34 963 262 600

Las adicciones sin drogas

Fuente: www.diariodealmeria.es. JOSÉ MIGUEL PONCE.

En España, es muy conocida la afición que hay a las máquinas tragaperras, ya que permite apostar con muchísima rapidez

Leído en la prensa: «Detenida una niña de 15 años, a cargo de un narcopiso especializado en menores». Este información nos confirma que hay más drogas de lo que parece y se consiguen con facilidad: ¡Atención padres!

Esas son las más comentadas entre padres y las más extendidas, pero por si eso fuera poco, ahora están creciendo como setas, las drogas sin sustancias químicas de por medio, como es el caso de: sexo, juego, compras, móvil, internet o adicciones sociales (como la dependencia emocional de la pareja…). En estas adicciones su tratamiento no es conseguir al abandono total de la droga, sino conseguir una reeducación y aprender a controlarse.

Una de esas adicciones más frecuente es la ludopatía o adicción al juego. Se caracteriza por una dificultad en el control de los impulsos, y que tiende a manifestarse en practicar, de manera compulsiva, uno o más juegos de azar.

Las personas con adicción al juego manifiestan una elevada ansiedad y nerviosismo. Su día a día se convierte en una continua mentira que busca disimular las pérdidas económicas ocasionadas por el juego compulsivo y la obtención desesperada de dinero (robar, préstamos, empeños…). Una vorágine destructiva que acaba derivando en aislamiento, depresión y ansiedad.

En España, es muy conocido la afición que hay a las máquinas tragaperras, ya que permite hacer apuestas con muchísima rapidez: basta observar como se traga las monedas la máquina; la rapidez entre apuestas y resultados que es un sin vivir. El jugador no se da cuenta de cómo galopa su corazón y como merman los dineros de su bolsillo. Ellos se creen que pueden predecir las combinaciones que va a premiar la máquina, pero no se dan cuentan de unas circunstancias muy importante y es que la máquina no tiene sentimientos, es fría y no se emociona con la música y las luces. Además, es un ordenador fabricado para ganar

Con frecuencia las personas adictas a este tipo de adicciones presentan algunas características, que en muchos casos corresponden a los jóvenes, como son la inmadurez, la baja autoestima, la impulsividad, la baja tolerancia a la frustración y a los estímulos displacenteros, la inestabilidad emocional, la tendencia al aislamiento, la introversión o las dificultades de comunicación.

 

Abierto el plazo de pre-inscripción en el 
MÁSTER PROPIO EN PREVENCIÓN Y TRATAMIENTO DE LAS CONDUCTAS ADICTIVAS.

20 AÑOS AYUDANDO A SALVAR VIDAS

La preinscripción es gratuita y obligatoria, y no le compromete a nada. Plazas limitadas.
Hágala aquí: https://postgrado.adeituv.es/es/cursos/area_de_salud-7/master-adicciones-drogodependencia/datos_generales.htm

 

Etiquetas:

Sin comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *